Notas acerca de El gran Gatsby, de F. Scott Fitzgerald

Incluso las obras maestras que han marcado una época tienen puntos oscuros que un editor de altos vuelos debería haber localizado y discutido con el autor.

Un ejemplo de libro (nunca mejor dicho) en The Great Gatsby de Fitzgerald lo hallamos cuando Gatsby, su amor eterno Daisy y el amigo narrador están en casa del primero, quien empieza a hablar de sus camisas de importación mientras las tira sobre una mesa:

«Suddenly, with a strained sound, Daisy bent her head into the shirts and began to cry stormily.

“They’re such beautiful shirts,” she sobbed, her voice muffled in the thick folds. “It makes me sad because I’ve never seen such — such beautiful shirts before.”»

Me quedé alucinado. ¿A qué viene una escena tan ridícula en un clasicazo como éste? ¿Por qué Daisy tiene que llorar por la belleza de unas camisas? Primero, es incomprensible que Fitzgerald escribiera algo así. Segundo, es más incomprensible aún que nadie le llamara la atención al respecto.

Anuncios

6 pensamientos en “Notas acerca de El gran Gatsby, de F. Scott Fitzgerald

  1. Puede haber una explicación, la única, creo: que la escena descrita fuese real, y el autor se hubiese limitado a describirla. Pero esto no le eximiría de “patochada”, porque un buen escritor debe saber que no todo lo real en la vida es verosímil en el arte. Ejemplo: no hay nada más inverosímil que una carta de amor auténtica.

  2. Obviamente no empezó a llorar por la belleza de las camisas, cualquiera que medio conozca como actuan las mujeres se puede dar cuenta que lo que realmente pasa por la mente de Daisy es que subitamente se da cuenta que hubiera sido más feliz con Gatsby, pero le da miedo decírselo, era muy pronto, por eso lo evade refiriendose a las camisas. De hecho, lo absurdo del comentario sirve para resaltar que es una mentira.

Los comentarios están cerrados.