¡Alístate!

Cuanto más kitsch, mejor. Visto en una parada de autobús:

Anuncios