La plaga de los zombis, de varios autores

La editorial Valdemar ha publicado recientemente en su colección Gótica un compendio de relatos con los muertos vivientes como eje. Los de verdad, no los políticos españoles. Una vez más en esta editorial, las traducciones son mejorables, pero qué le vamos a hacer si esto es lo que hay.

El título completo es La plaga de los zombis y otras historias de muertos vivientes. La primera parte del título es propiamente uno de los relatos, “La plaga de los zombis”, de John Burke, y no precisamente el mejor. El editor externo que ha seleccionado y coordinado la edición es un tal Jesús Palacios, especialista en la literatura de horror y responsable de unos prólogos muy acertados que podrían ser incluso mejores si se hubieran cuidado ciertos detalles con un esmero mayor.

Confieso que me lo compré porque nunca he leído cuentos de zombis más allá de “Herbert West, reanimador”, de Lovecraft (presente en esta antología), y necesitaba comprobar algo que me cruzó por la cabeza: que el cine de zombis moderno (a partir de Romero y su La noche de los muertos vivientes, de 1968) no tiene sus raíces tanto en la narrativa zombi anterior cuanto en el vampirismo tal como lo describe Matheson en Soy leyenda. Lo que he leído me lo ha confirmado, y es más, el mismo Jesús Palacios lo afirma, si bien no de un modo tan tajante.

Como el volumen tiene chicha para rato, en los próximos días me centraré brevemente en cada uno de los relatos que lo componen. En mi abyección bloguera, reconozco sin pudor que es un modo de ir escribiendo algo que no me ocupe mucho tiempo. Necesito estar libre para preparar mi traslado a Singapur el 22 de septiembre, ya que posiblemente no me deje caer por Barcelona hasta el próximo junio. Y si todo va bien, dicho regreso será sólo para pasar un mes de vacaciones antes de volver allí.

Anuncios

3 pensamientos en “La plaga de los zombis, de varios autores

  1. Seleucus:

    Espero que te vaya muy bien por Singapur, pero envuelve este libro con forro opaco. Que los policías en esos sitios son muy “quisquillosos”.

    Saludos cordiales y no dejes de escribir y contar tu experiencia asiática.

  2. Pingback: Proyecto Seléucida » “Yo anduve con un zombi”, de Inez Wallace

Los comentarios están cerrados.