Así habló Zafonustra

Stanley Kubrick, en 2001, nos enseñó sabiamente que, al principio, había un indocumentado que tocó un monolito dejado allí por alguna entidad superior incluso a la Unión Europea. Una vez dicho mamífero hubo asimilado la Inteligencia, pilló un hueso y lo lanzó al aire mientras, aún no se sabe cómo, sonaba Richard Strauss a toda mecha. El Proyecto Seléucida ha averiguado cómo fueron las cosas en realidad y ha filmado una adaptación verosímil de los hechos. Esto es lo que sucedió, punto por punto, hace un millón de años:

Anuncios

10 pensamientos en “Así habló Zafonustra

  1. Se confirma lo que todos intuíamos: hasta el acartonado lagarto ése actúa con más verosimilitud que los actores y actoras españoles, españolas y españolos.

  2. Personalmente, creo que hubiese quedado mejor si hubieséis editado las risas.
    Por otra parte, en una serie de animación japonesa hicieron casi el mismo gag, con los protagonistas disfrazados de dinosaurios… Prefiero vuestra versión.

  3. ¿Editar? Ni siquiera tengo un programa para eso. Tal como sale la toma, va al disco duro y de ahí a Youtube.

    ¿También había un libro en la serie japo?

  4. No, el propio monolito. Lo que sí había eran los protagonistas haciendo de dinosaurios con trajes. Tras pelearse con el monolito, adquieren la inteligencia y el lenguaje, pero todos empiezan a hablar a la vez hasta que, hartos, se matan los unos a los otros. Le veo el parecido en los dinosaurios (Godzilla) pegándole al monolito (libro).
    En efecto, es una serie paródica cuyos argumentos parecen creados por los residentes de un manicomio.

Los comentarios están cerrados.