Mal uso del infinitivo

Ayer hablé de la edición ilustrada que Galaxia Gutenberg/Círculo de Lectores ha publicado de El retrato de Dorian Gray, de Oscar Wilde. Como dije, la traducción de María Cóndor Orduña es buena en general. No obstante, he decidido usar una frase como ejemplo de error de traducción, peligroso porque suele pasarnos desapercibido a todos. Se cuela subrepticiamente y luego te vuelves loco para encontrarlo. Es de los más usuales.

En la página 177 el narrador dice:

“[…] Era evidente que Víctor había regresado. Se preguntó si se habría encontrado a los ebanistas en el vestíbulo al salir éstos de la casa y les había sonsacado lo que habían estado haciendo. […]”

La oración subordinada sólo puede ir en infinitivo cuando hay identidad de persona con la principal. Ejemplo: “Llámame [tú, principal] al regresar [tú, subordinada]. Así, la traducción de Wilde, en realidad, es:

“[…] Se preguntó si se habría encontrado a los ebanistas en el vestíbulo cuando éstos salían de la casa y les habría sonsacado lo que habían estado haciendo. […]”

Nótese que, además, ése ‘había’ en negrita en la primera frase entrecomillada es en realidad un ‘habría’ en la segunda, ya que ‘habría sonsacado’ está en el mismo nivel de subordinación que ‘habría encontrado’.

Que en un libro entero se cuelen patinazos de este tipo no tiene mayor relevancia. El problema es cuando quienes redactan anuncios radiofónicos, breves por naturaleza, lo hacen con el esfínter. Por la radio oigo uno que promociona un ionizador de aire o algo similar, y dice literalmente: “¿Por qué después de llover nos sentimos mejor?”. Vamos a ver: que yo sepa, nosotros no llovemos. Es un verbo impersonal. Lo correcto es “¿Por qué después de que llueva nos sentimos más relajados?”. Por no decir “después de que haya llovido”, pero muchas formas compuestas, aunque extremadamente correctas, son cargantes.

Anuncios

4 pensamientos en “Mal uso del infinitivo

  1. letrero encontrado en un labavo de un organismo público de Barcelona: “Agraïrem no llencin al wáter. res més que no sigui paper higiènic”… ¡de pena!

    me gustaría destacar la buena traducción al catalán de Marta Salvadó de Khaled Hosseini en “El caçador d’estels” (recomendado por una “profe”)

  2. Y ¿dónde se supone que hay que hacer popó? ¿En el suelo?

    Si además de sentirte funcionaria lo fueras, la subida del paro no te afectaría. La caída del volumen de trabajo se está notando mucho en el sector editorial.

Los comentarios están cerrados.