La editorial Impedimenta gana el Llibreter 2008 con Botchan, de Natsume Soseki

También se ha cumplido el chivatazo que me dieron el lunes. Ayer jueves se dictó sentencia. El ganador del premio que dan los libreros catalanes ha recaído en la magistral Botchan, de Natsume Soseki (Impedimenta). Me alegro por Enrique Redel, el editor que se fue de Funambulista y creó Impedimenta hace poco más de un año. Es difícil conseguir algo así tan rápido. Personalmente lo considero un premio más respetable que otros que no mencionaré, precisamente porque el premio no es económico. El ganador ocupa un lugar preferente en las librerías, nada más.

Los finalistas han sido: La princesa y el pescador, de Minh Tran Huy (Belacqua); Tannöd, el lugar del crimen, de Andrea Maria Schenkel (Destino); La noia del ball, de Jordi Coca (Proa); y La isla, de Giani Stuparich (Minúscula).

Anuncios